Deportes

Fútbol: Un deporte once contra once, donde siempre pierde México.

 Horas antes del partido había escuchado a un director técnico que le dio un campeonato  Sub-17 a México,  hablar sobre la superación que ha tenido el país en el  balompié, a uno de los hombres de pantalón largo comparar los procesos mexicanos con los españoles en cuanto a fútbol.

Lo malo o ridículo no fueron las palabras que escuché, lo peor fue que me lo creí, tal vez fue por las imágenes que se proyectaron de algunos  buenos momentos que vivó la selección en los últimos años, bromeando le dije a mi amigo que entre todos esos goles que vimos en la pantalla hacía falta el de Zuzi, el mítico jugador “gringo” que le dio el pase a México al repechaje para calificar al mundial.

 Tres horas después la realidad llegó, vi uno de los partidos más dolorosos, si bien, ver perder a un equipo que apoyas te hace sentir mal, verlo destrozado con 7 goles de diferencia en el marcador, parte el corazón.

 Duele porque nunca me acostumbraré a la derrota, creo en los jugadores porque por algo están ahí, porque vi a la selección ganar grandes títulos: la confederaciones, el oro olímpico, copas del mundo juveniles; los he visto muchas veces jugarles de tú a tú a grandes selecciones y muchas veces aplaudí derrotas, no porque sea conformista, porque sé reconocer cuando se juega mal y cuando se juega bien.

 El fútbol va más allá de un resultado, ya que si solo por eso gustara, desde hace tiempo habría dejado de existir en muchos lugares. Un ejemplo para explicar lo que escribo, fue lo que vi minutos antes del partido, una conferencia anunciaba a un jugador de fútbol como uno de los invitados y un niño a mi lado sonreía de felicidad, hasta que al ver a su ídolo, empezó a llorar de una manera que te deja sin palabras,  y da la respuesta a esa pregunta que nos hacen a todos los amantes del fútbol… ¿Por qué te gusta tanto ese deporte si siempre pierden?

 El fútbol  gusta por muchas razones: por la emoción que te da un partido, por la pasión, por ese sudor que se deja en el terreno de juego, porque nos hace gritar a millones de personas, por las derrotas o tal vez porque es un buen pretexto para pasar un rato con tu amigos.

El 7-0 tardará en borrarse de mi mente, pero estoy seguro que mi amor por el fútbol nunca se irá.

Por: Abraham Balderrama

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: